Aunque sientas el cansancio; aunque el triunfo te abandone; aunque un error te lastime; aunque un negocio se quiebre; aunque una traición te hiera; aunque una ilusión se apague; aunque el dolor queme los ojos; aunque ignoren tus esfuerzos; aunque la ingratitud sea la paga; aunque la incomprensión corte tu risa; aunque todo parezca nada; ¡VUELVE A EMPEZAR!

SABIAS QUE ...?

Sabías, que los "celos" hacia una persona suceden cuando la quieres de verdad.
Sabías, que las personas que parecen ser muy fuertes, son las más débiles.
Sabías, que las personas que siempre defienden a los demás son los que más necesitan que los defiendan.
Sabías, que las tres palabras mas difíciles de decir son: Te quiero, Perdón y Ayúdame. Las personas que lo dicen son las que realmente lo necesitan o lo sienten, y son a las que más debes valorar, porque lo han dicho.
Sabías, que las personas que ocupan su tiempo, en hacerle compañía a los demás, ó ayudarlos, son las que más necesitan de tu ayuda y de tú companía.
Sabías, que las personas que se visten de rojo, son las mas seguras de sí mismas.
Sabías, que las personas que se visten de amarillo, son las que disfrutan mas de su belleza.
Sabías, que las personas que se visten de negro son las que quieren pasar desapercibidas, y necesitan de tu comprensión y tu ayuda.
Sabías, que cuando ayudas a alguien se te devuelve, esa ayuda al doble.
Sabías, que las personas que más necesitan de tí, son las que no te lo dicen.
Sabías, que es más fácil decir lo que sientes si lo escribes que si se lo dices a la persona de frente.
Sabías, que tiene mas valor, si lo dices de frente.
Sabías, que tiene mas valor, lo que te cuesta hacer o decir, que lo que te cuesta y tienes que pagar con dinero.
Sabías, que si pides algo con mucha fé, y a esa fé solo le ves el lado positivo, se te cumplen las cosas.
Sabías, que puedes hacer tus sueños realidad, como el amor, el dinero, la salud, si lo pides con fé, y que si realmente lo supieras no te estarías maravillando de lo que puedes hacer con ella.

Pero no creas en todo esto hasta que no lo compruebes por ti mismo. Si conoces a alguien que necesite cualquier cosa de las que ya te dije y que la puedes ayudar, dale tu ayuda, y verás que se te devolverá al doble, o ayúdate a tí mismo, y verás los resultados.

Follow by Email

Pensamientos y reflexiones,

Para reflexionar


Piensa en los que no tienen qué comer cuando rechaces tu comida